Blog | Page 8 | Rúa Abogados
900 20 20 43 Teléfono y cita previa gratuitos.
Lunes a Viernes 09:30-14:00 16:00-20:00

La suscripción de un préstamo hipotecario es un hecho trascendente que tendrá importantes consecuencias sobre nuestra economía. Por ello, desde Rúa Abogados, le mostramos 10 aspectos que debe de tener en cuenta antes de firmar una hipoteca.

Redacción “oscura” y gran cantidad de datos financieros

El Juzgado de Primera Instancia Núm. 14 de Madrid, el Juzgado de Primera Instancia Núm. 4 de Pontevedra y el Juzgado de Primera Instancia Núm. 5 de Santiago de Compostela han estimado tres nuevas demandas en las que se solicitaba que se declarase nula la orden de compra de acciones de Bankia S.A. que los clientes adquirieron en su salida a bolsa.

En todos los casos, la Justicia ha condenado al banco a la devolución íntegra del importe invertido por los demandantes.

PREFERENTES SOS CUETARA: PUEDE RECUPERAR SU INVERSIÓN.

Son miles los afectados por las participaciones preferentes del Grupo SOS Cuetara. Si usted es uno de ellos, aun puede recuperar –por completo– su inversión, haya acudido al canje o no.

Preferentes SOS Cuetara.

En noviembre de 2006 el grupo SOS Cuetara realizó una emisión de participaciones preferentes por un total de 225.000.000 € –ampliable hasta 300 millones–, en la que cada título tenía un valor de 50.000 €.

Los bonos convertibles son productos de renta fija que puede convertirse en acciones, es decir, en productos de renta variable. Se trata de híbridos entre deuda y capital donde el inversor recibe un interés fijo –durante un periodo de tiempo– y, además, según el caso, cuenta con la opción de convertir sus bonos en acciones de la entidad emisora.

Ante el repunte del mercado inmobiliario en España, desde RÚA Abogados queremos detenernos a examinar el contrato de compraventa y el porqué de acudir a un abogado antes de firmar cualquier acuerdo.

Antes de otorgar la escritura de compraventa, es una práctica habitual formalizar la operación en un contrato de compraventa privado que, además de fijar las condiciones básicas de la transacción, suele ir aparejado del pago de un anticipo o “señal” que demuestre un verdadero interés en la compra.

Ya son más de 4 millones de personas los afectados por las denominadas cláusulas suelo. Entidades como BBVA, Banco Popular, Sabadell o CEISS –entre otras muchas– comercializaban sus préstamos hipotecarios incluyendo este tipo de cláusulas de forma masiva.

Hoy en día, miles de afectados se encuentran abonando unos intereses de entre el 3 y el 5 por ciento en sus préstamos hipotecarios, cuando tendrían que estar abonando muchísimo menos.

Tras una separación, nulidad matrimonial o divorcio, son muchos los casos en los que uno de los –ya– ex-cónyuges se encuentra en una situación precaria para comenzar su nueva etapa sin pareja. Para que la transición sea más llevadera existe la figura de la Pensión Compensatoria.

¿Qué es la pensión compensatoria?

La Pensión Compensatoria es un derecho personal del cónyuge tras el fin de la relación marital que busca paliar el desequilibrio económico que se produjo con la ruptura de la pareja.

¿Le parece que está pagando unos intereses muy elevados por su préstamo hipotecario? Seguramente sea uno de los miles de afectados por las Cláusulas Suelo. Desde Rúa Abogados le mostramos como identificar la Cláusula Suelo de su hipoteca y que pasos debe seguir a continuación.

¿Cómo saber si tengo Cláusula Suelo en mi hipoteca?

El concurso de acreedores es un procedimiento judicial para depurar las responsabilidades frente a los acreedores, gestionando el orden de prelación de créditos, para intentar solucionar los problemas de liquidez de particulares o empresas.

Con el concurso de acreedores, el deudor –en riesgo de insolvencia– podrá realizar quitas en sus deudas, aplazarlas, detener la generación de intereses o incluso paralizar ejecuciones que se estén llevando a cabo frente a él.

¿Quién puede solicitar un concurso de acreedores?

Con la entrada en vigor de la reforma del Código Penal –el pasado 1 de julio– se derogó el libro III de nuestro Código Penal haciendo desaparecer las faltas de nuestro ordenamiento jurídico.

¿Cómo se tipifican ahora las antiguas faltas?